La USAL diseña un modelo de servicio de conciliación de farmacia comunitaria que garantiza la eficacia de los tratamientos

El proyecto piloto impulsado por el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos constata que el 12 % de los pacientes al alta hospitalaria sufre errores de medicación que podrían dañar su salud

Francisco González López, vicedecano de Proyección Farmacéutica de la Facultad de Farmacia; Antonio Muro, decano; Elena Valles, investigadora contratada para el proyecto, y Ana Martín Suárez, investigadora principal

La conciliación de la medicación en farmacia comunitaria es el servicio profesional en el que el farmacéutico realiza una comparación sistemática y protocolizada de la lista de medicamentos utilizados por un paciente antes y después de una transición entre niveles asistenciales. El objetivo es asegurar la necesidad, efectividad y seguridad del tratamiento farmacológico actualizado que esté recibiendo para lo que debe realizar las oportunas intervenciones, en coordinación con los profesionales sanitarios implicados.

Durante esta comparación se pueden detectar “discrepancias”, es decir, diferencias entre la medicación domiciliaria crónica tomada por el paciente previamente y la prescrita en el hospital. La labor del farmacéutico en este servicio es la de aclararlas con el prescriptor para solucionarlas, con el fin de elaborar una lista de medicación conciliada para comunicarla al paciente, al resto de profesionales sanitarios implicados y documentar la intervención realizada.

Ana Martín, profesora de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Salamanca define este procedimiento como un paso “fundamental” para garantizar la seguridad de los pacientes tras constatar en un reciente estudio nacional que “entre el 10 y el 20% de ellos al alta médica sufren errores en la medicación que pueden afectar a su salud”, según informó la responsable de la investigación a Comunicación USAL.

Los resultados obtenidos por los investigadores de la Universidad de Salamanca en el ‘Estudio Piloto del Servicio de Conciliación de la Medicación a Pacientes de Alta Hospitalaria en la Farmacia Comunitaria’ del programa Concilia Medicamentos e impulsado por el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos, fueron presentados recientemente en el X Congreso Farmacéutico de Castilla y León celebrado en la Hospedería Fonseca de la USAL.

“Hemos detectado que en un 12% de los pacientes el médico no ha justificado el cambio de medicación cuando recibían el alta, había un error y no se trataba de medicamentos banales, había algunos incluidos en la lista de medicamentos con síndrome de retirada u otros incluidos en medicamentos de alto riesgo crónico. Si el farmacéutico no lo hubiera detectado, es difícil cuantificar lo que hubiera pasado, pero podía haberse registrado un daño para la salud”, explica la investigadora principal, Ana Martín Suárez.

Con esta necesidad sobre la mesa, la Universidad de Salamanca iniciará ahora una segunda fase del proyecto en la que se pretende no sólo analizar resultados, sino también hacer un seguimiento de los errores, tipificarlos, formar un grupo de control y cuantificar los recursos materiales y económicos para ponerlo en marcha. “Antes de atreverse a incluirse en este programa, aunque muchos lo hagan por vocación, el farmacéutico debe tener claro lo que le va a costar y lo que le va a suponer”, aclara Ana Martín.

Establecer el coste del servicio y definir todos los parámetros de salud y económicos necesarios, así como el procedimiento completo, llevará al menos dos años, y luego empezará la implantación del Servicio, una adecuación también larga, de unos tres años, en la que la Universidad de Salamanca volvería a tener un papel decisivo en la formación de los agentes implicados, fundamentalmente los responsables de las Farmacias Comunitarias.

“El objetivo final es establecer un Servicio de Conciliación en el que los pacientes que reciben el alta hospitalaria pudieran ir a cualquier farmacia donde se valorara su nueva medicación y que el médico estuviera acostumbrado a que le llegara cualquier advertencia de una posible discrepancia y darle solución”.

 

Más información en Comunicación Universidad de Salamanca

 

Noticia publicada en los medios de comunicación:

 

Muchas gracias por comentar